Todos merecen estar protegidos.

Documentos | Síguenos:    facebook    RSS

Miércoles, 08 Octubre 2014 07:42

Protección Ante las Negligencias Médicas

Escrito por 
Valora este artículo
(0 votos)

Nuestra Constitución, en el artículo 43, reconoce expresamente el derecho a la protección de la salud.

      En el mismo sentido la Organización Mundial de la Salud en su Constitución establece que el grado máximo de salud que se pueda obtener es uno de los derechos fundamentales del ser humano.

      En lo que a la salud se refiere, las principales consecuencias y responsabilidades que se desprenden de las actuaciones médicas se detallan a continuación.

       Existe responsabilidad del facultativo, según nuestro Tribunal Supremo, si concurre el requisito del “resultado desproporcionado”, cuando se causa un resultado dañoso que habitualmente no se origina más que cuando media una conducta negligente, salvo que se pruebe que no ha podido evitarse.

      Es primordial para determinar jurídicamente la responsabilidad de los daños producidos por el personal sanitario, generalmente los médicos, considerar los factores como: la falta de diligencia con la que se actúa con el negligencias2paciente, o la obstrucción o falta de cooperación del facultativo, etc. Valorando individualmente cada caso, según las circunstancias en las que se produce el daño y dirimir su posible responsabilidad del facultativo.

      El error de diagnóstico es la negligencia más común. Para poder concluir la responsabilidad de que el diagnóstico sea erróneo o que lo sean las conclusiones alcanzadas, es necesario valorar si el facultativo realizo todas las comprobaciones necesarias para determinar las patologías y si se realizaron todas los comprobaciones clínicas exigibles para la cura o alivio de los síntomas aplicable a la prevención, diagnóstico y tratamiento satisfactorio de las enfermedades físicas y mentales.

      Es necesario diferenciar la medicina curativa (es necesaria) y la voluntaria (una intervención médica de operación estética). Es primordial consultar al facultativo para conocer y comprender todos los términos y condiciones bajo los que se realiza la operación. Antes de una intervención sea de medicina curativa o estética, debe de ponerse a su disposición el consentimiento informado, leer su contenido por si hay temor o desconfianza sobre su contenido.

      La Ley de consumidores y usuarios ampara a los afectados del mal funcionamiento de los servicios sanitarios Para determinar cualquier responsabilidad, es importante estudiar de forma particular cada caso.

Visto 1445 veces Modificado por última vez en Miércoles, 08 Octubre 2014 08:12
Inicia sesión para enviar comentarios