Todos merecen estar protegidos.

Documentos | Síguenos:    facebook    RSS

Miércoles, 24 Septiembre 2014 07:39

Separación o Divorcio. Similitudes y Diferencias.

Escrito por 
Valora este artículo
(0 votos)

            La separación supone la suspensión de la obligación de convivencia, conservándose el vínculo matrimonial, los cónyuges separados no pueden contraer matrimonio con otra persona porque el matrimonio continúa vigente.

           El divorcio conlleva la terminación de la relación sentimental y la disolución del vínculo matrimonial, por lo que los cónyuges divorciados pueden contraer nuevo matrimonio civil.

             Si existe la posibilidad de reconciliación, la separación es más adecuada, en caso de que continúe la relación los cónyuges no tienen que volver a casarse, sí ocurriría en caso de divorcio.

            La única exigencia legal necesaria para solicitar la separación o el divorcio es el transcurso del plazo de tres meses desde la celebración del matrimonio. No será necesario este plazo cuando exista un riesgo para la vida, o malos tratos del cónyuge que lo solicita o de los hijos del matrimonio.

            El matrimonio no se disuelve con la separación judicial, “Articulo 85. El matrimonio se disuelve, sea cual fuere la forma y el tiempo de su celebración, por la muerte o la declaración de fallecimiento de uno de los cónyuges y por el divorcio. Solo afecta a la situación familiar, estableciendo la relación con los hijos y la contribución de los ex cónyuges al sostenimiento de las cargas comunes familiares del matrimonio.

            Al decretar la separación, el juez aprobara las medidas pactadas por el matrimonio (uso de la vivienda que constituía el hogar familiar, pensión de alimentos y si procede, pensión compensatoria para el cónyuge), para su aprobación judicial.

            Los efectos legales de la separación son automáticos. Se producirá independencia en el ámbito personal y en el patrimonial. Se suspende así mismo la convivencia común de los progenitores. En ningún caso finalizan las obligaciones respecto a los hijos

            El proceso de divorcio puede ser de mutuo acuerdo, siendo los propios cónyuges, quienes, pactan las medidas que, en el futuro, regularán su nueva situación. Si no se logra el mutuo acuerdo de divorcio, será necesario acudir al Tribunal que fijará las medidas, en función de las peticiones que realice y justifique cada cónyuge (Procedimiento Contencioso).El juez, acordará las medidas referidas a la guarda y custodia de los hijos, el régimen de visitas, la pensión de alimentos, y en su caso, si procediera la pensión compensatoria, entre otras, tal y como se recoge en la jurisprudencia del Tribunal Supremo.

Visto 1622 veces Modificado por última vez en Miércoles, 24 Septiembre 2014 07:48
Inicia sesión para enviar comentarios